Parto de embarazo múltiple

El parto múltiple es más complejo que uno de un solo bebé pero si el embarazo fue controlado en forma sistemática por médicos especializados, la mayoría de las posibles complicaciones pueden ser previstas con anticipación.

El parto de embarazo múltiple es más complejo que uno de un solo bebé pero si el embarazo fue controlado en forma sistemática por médicos especializados, la mayoría de las posibles complicaciones pueden ser previstas con anticipación.

La forma en que el parto será resuelto depende de varios factores tales como la cantidad de bebés que van a nacer, la posición fetal en que se encuentra cada uno de ellos, la edad gestacional y el estado de salud de la mamá y sus bebés.

¿Cómo es un parto de embarazo múltiple?

  • Un parto múltiple es atendido por un equipo médico más numeroso que un parto único, de modo que lo más probable es que transcurra en el quirófano y no en la sala de parto.

En ese ámbito los médicos cuentan con todo lo necesario para atender cualquier imprevisto que pueda presentarse.

  • En los partos múltiples suelen participar, además del obstetra y la obstétrica, un anestesista y un neonatólogo que examine a los bebés en el momento del nacimiento.
  • Un dato importante es que cuando se espera más de un bebé no es aconsejable planificar un parto domiciliario.
  • Es probable que durante el parto estés conectada a un monitor fetal para que el médico pueda controlar el progreso de cada bebé.
  • En un embarazo de mellizos por lo general los bebés son más pequeños y pesan menos que un bebé que no tuvo que compartir el espacio del útero durante el embarazo. Esto facilita su nacimiento por vía vaginal.
  • El intervalo entre el nacimiento de un bebé y otro en un parto normal es habitualmente inferior a una hora. En caso de que sea necesario practicar una cesárea los bebés nacerán a intervalos de unos pocos minutos.
  • Un tercio de todos los embarazos múltiples nacen en forma prematura. Si el parto se adelanta, los bebés serán controlados al detalle para detectar posibles signos de sufrimiento.

Algunos bebés prematuros necesitan ser trasladados de inmediato a la unidad de cuidados intensivos para recibir atención especial.

Te puede interesar

El rol del obstetra en un parto en casa

El obstetra es el que aporta en este momento su saber médico y técnico así como también sus dones de equilibrio y paciencia.

El obstetra es el que aporta en este momento su saber médico y técnico así como también sus dones de equilibrio y paciencia. El ginecobstetra trabaja en equipo junto con la partera. Se podría decir que su trabajo consiste en entender la fisiología del parto para saber actuar oportunamente cuando se produce un desvío.

¿Cómo atiende el obstetra el parto en casa?

El obstetra llega al domicilio convocado por la futura mamá o, en la mayoría de las veces, por la partera que le indica que el trabajo de parto ya se encuentra avanzado.

El médico trae un instrumental mínimo para la atención, para suturar un desgarro, si se produce, hacer una episiotomía si hay que hacerla, un aparato pequeño de monitorización electrónica portátil, tubos de oxígeno. El resto de los materiales necesarios ya están en la casa, comprados por los mismos padres por indicación del médico.

El médico que asiste a un parto en casa está atento a toda posible complicación mientras acompaña a la mujer desde otro lugar de contención, que implica un compromiso emocional y serio.

Aquellas futuras mamás que eligen el parto en casa señalan que su elección no busca negar los avances de la tecnología sino su uso indiscriminado. Quieren que las asista un médico, pero uno que acepte y acompañe sus elecciones para el parto.

Te puede interesar