20 semanas de embarazo: El sexo durante el embarazo

¡Felicidades, estás en la mitad de tu embarazo! Salvo que el médico haya indicado suspender las relaciones sexuales durante el embarazo, puedes seguir disfrutándolo con total normalidad en las 20 semanas de embarazo.

Llegaste a las 20 semanas de embarazo, ¡Felicidades, estás en la mitad de tu embarazo! Salvo que el médico haya indicado suspender las relaciones sexuales durante el embarazo, puedes seguir disfrutándolo con total normalidad.

El sexo hace bien y te ayudará a seguir teniendo una excelente relación con tu pareja. Muchos padres piensan que teniendo relaciones pueden afectar la salud de su bebé; los papás les genera incomodidad porque creen que pueden hacer dolorosa la situación y exponer a su mujer a malestares sin necesidad.

El sexo durante el embarazo es saludable. Nada mejor que hablar con tu pareja sobre tus necesidades y preocupaciones para hallar la manera de darse placer y felicidad mutuamente. En el caso de que tu embarazo sea de alto riesgo es posible que tengas que tomar otras precauciones y alertar al médico sobre tus inquietudes respecto del tema.

Tu cuerpo en las 20 semanas de embarazo

  • A medida que tu vientre crece también aumentan los síntomas del embarazo . Observas que casi llega hasta el ombligo (poco a poco comienza a desaparecer su forma normal). Por debajo del mismo la línea negra que ya habías notado hace algunas semanas se hace más visible.
  • En el embarazo se instalan las recomendaciones alimenticias es decir la cantidad de nutrientes que ingiere la embarazada. Los nutrientes que hay que ingerir en mayor cantidad para un embarazo saludable son las proteínas, el hierro, el calcio, el magnesio y el ácido fólico. Estos elementos son fundamentales para el desarrollo de la estructura ósea, del funcionamiento neural, del sistema inmunológico y de la completa maduración de los órganos del bebé.
  • Algunas mujeres tienen cambios temporales en su visión durante el embarazo debido a que aumenta la cantidad de agua dentro de sus ojos. Si usas lentes de contacto, te pueden resultar un poco incómodos.
  • Seguramente ya has notado que el vello de tu cuerpo y tu cabello en especial han cambiado: se han vuelto más brillosos y gruesos.

Tu bebé en embarazo de 20 semanas

  • Tu bebé mide ahora unos 17 cm. y pesa alrededor de 300 gr.
  • En esta etapa se da un proceso de desarrollo fino de los sentidos a nivel cerebral (gusto, olfato, audición y el tacto).
  • La piel comienza a perder su transparencia, bajo la capa de lanugo.
  • Seguramente recuerdas que el lanugo es la vellosidad que tienen los bebés en su cuerpo y que sirve para proteger la piel. Muchos bebés nacen con este vello y otros se les cae antes de que nazcan.
  • Por otra parte, sus pulmones y el tubo digestivo están madurando.
  •  Su cerebro ya cuenta con 30.000 millones de neuronas

Tratamos de ser lo más precisos posible, pero teniendo en cuenta que las tasas de crecimiento y desarrollo del embarazo son ocasionalmente diferentes en cada mujer, te recomendamos leer la semana de tu embarazo con un rango de una semana hacia adelante y una semana hacia atrás. Si tienes alguna duda adicional, consulta con tu médico.

Te puede interesar

La varicela en el embarazo

Se trata de una infección que durante la gestación puede ocasionar complicaciones graves tanto en la madre como en el recién nacido. Desde hace unos años existe una vacuna que puede evitarla.

Se trata de una infección que durante la gestación puede ocasionar complicaciones graves tanto en la madre como en el recién nacido. La varicela en el embarazo es común que suceda, pero no tienes de qué preocuparte, desde hace unos años existe una vacuna que puede evitarla.

La varicela es una infección típica de la infancia, muy contagiosa, y que genera inmunidad de por vida. Se calcula que menos del 10% de las personas llegan a la edad adulta sin haberla padecido. Si no recuerdas haber tenido varicela, se puede realizar un análisis de sangre para determinarlo.

Cómo se contagia la varicela en el embarazo

La varicela puede interferir el progreso normal del embarazo, lo que representa un riesgo de complicaciones para la embarazada y el recién nacido. En las primeras 20 semanas de gestación existe un riesgo del 1 al 2% de que ocurran malformaciones congénitas. En el periparto (cinco días antes y dos después del parto), puede ser responsable de un cuadro de varicela grave en el recién nacido si no se lo trata.

Cuando una mujer embarazada entra en contacto con alguien con varicela, se debe establecer su estado inmunitario frente a esta infección, lo que representa una urgencia médica. Las embarazadas susceptibles, principalmente en la primera mitad del embarazo, y los recién nacidos cuyas madres hayan tenido varicela en el periparto, deben recibir gammaglobulina endovenosa dentro de los primeros días posteriores al contacto para evitar la enfermedad.

Si el contacto del niño recién nacido es con algún conviviente con varicela (por ejemplo un hermano), el estado inmunitario materno predice el riesgo del bebé. Si la madre tuvo varicela, el niño está protegido gracias a los anticuerpos que le transfirió durante el embarazo, y no será necesario tomar ninguna medida preventiva en especial.

La vacuna para la varicela en el embarazo

Desde hace más de 10 años existe una vacuna contra la varicela, elaborada con virus vivos atenuados, que puede evitar muchas de estas complicaciones. Antes del embarazo, es importante que la mujer conozca su riesgo o inmunidad frente a la varicela. Quienes sean susceptibles deben vacunarse por lo menos un mes antes de quedar embarazadas.

La vacunación de las personas cercanas susceptibles es la forma más eficaz de protección. Si la embarazada vive con alguien con posibilidades de contraer varicela, esa persona también deberá vacunarse tan pronto como se dé a luz al bebé, idealmente antes del alta del hospital. Esta vacuna se considera segura aún para las madres que amamantan a sus bebés.

Te puede interesar